Seleccionar página

Como descubrir lo que quiero y lo que me limita.

¿Cuantas veces en tu vida te has puesto un objetivo para luego darte cuenta de perderte en el camino y morir en el intento? Descubre como tus creencias limitantes te impiden conseguir tus objetivos.

Probablemente la mayoría de las veces que dejas un objetivo a medias es por motivos válidos, razonables y prioritarios aunque puede que haya alguna creencia (o barrera mental) que te impida comprometerte con ello y llevarlo a cabo.

En éste artículo te voy a explicar que es lo que ocurre con tus propósitos y porqué no consigues ir en la dirección que te has marcado.

Qué son los objetivos?

Los objetivos son cognitivos, es decir que vienen del intelecto, por lo tanto son objetivos racionales, pertenecen a la lógica. 

¿Lógico no? Fácil de decir pero ¿qué pasa en la realidad?

Te sorprendes haciendo lo contrario o desviándote y perdiéndote por el camino y en el intento.

¿¿¿PORQUE???

Incluso parece que cuanto más te propongas algo, menos lo consigues. Y te justificas diciendo: mañana…después de las fiestas….lo haré.  Y el mañana parece hacerse eterno.

El equilibrio entre decir y hacer define quien eres realmente.

Anónimo

Lo que sucede es que entre lo que piensas y lo que haces hay algo muy importante que pasas por alto: lo que sientes, tus emociones.

Así que el orden de cómo y porque hacemos las cosas sería así:

PIENSAS
DICES
SIENTES
HACES (o no haces!)

“Felicidad es cuando lo que piensas, lo que dices y lo que haces está en harmonía.”

Mahatma Ghandi

Date cuenta que ‘felicidad‘, en ésta frase, corresponde a lo que sientes.

Para que haya harmonía, bienestar y felicidad es necesario que haya equilibrio entre los tres niveles: pensar -decir- hacer

  • https://www.facebook.com/BienestarEmocionalFemenino/
  • Twitthttps://twitter.com/BienFemer

En resumen, el motivo por el cual no llevas a cabo tus propósitos es porque no hay equilibrio y congruencia entre tu mente racional y tu mente emocional.

¿Y porqué entonces lo que decimos a menudo, no coincide con lo que sentimos? La respuesta está en nuestras creencias.

Qué son las creencias?

Tus creencias son la base de tus pensamientos lo que : tu manera de entender y percibir el mundo, es decir como crees que funciona o debería de funcionar la vida y finalmente tu manera de moverte en él afectando a todas las áreas de tu vida y tus relaciones. Pero hay que saber que todos somos diferentes en nuestra manera de percibir el mundo. Por lo tanto, tu visión del mundo, tu manera de actuar en él y de vivir tus relaciones viene de tu mentalidad, de lo que hay dentro de tu mente.

  • https://www.facebook.com/BienestarEmocionalFemenino/
  • Twitthttps://twitter.com/BienFemer

El problema es que las personas no nos conocemos tanto como pensamos. Para marcar un objetivo que sea congruente con lo que sientes y crees es fundamental conocerse bien a fondo, practicar el auto-conocimiento y para ello hay que hacer un trabajo de auto-observación consciente y constante para descubrir tus creencias y tus valores.

Iceberg de la personalidad
  • https://www.facebook.com/BienestarEmocionalFemenino/
  • Twitthttps://twitter.com/BienFemer

Recapitulando, tus pensamientos están respaldados por tus creencias y tu mente es la que finalmente hace que actúes de determinada manera. Esa acción a su vez es lo que te da el resultado en tu vida, creando así tu realidad, tu vida. La secuencia sería así: CREO > PIENSO > DIGO > SIENTO > HAGO = Mi realidad (la vida que tengo ahora)

MENTE RACIONAL Y MENTE EMOCIONAL

  • https://www.facebook.com/BienestarEmocionalFemenino/
  • Twitthttps://twitter.com/BienFemer

La mente racional (que es donde reside el ego) ‘dice’ y justifica en base a lo lógico y racional. Aquí adentro se incluye todo lo que nos han enseñado sobre la educación, la moral, la ética, la justicia, etc.

La mente que siente (o mente emocional) funciona de manera distinta, va a su rollo, no tiene tantas reglas. Es la mente que se deja llevar por los gustos, los deseos y el corazón.

“El corazón tiene su razón que la razón no conoce.”

Blaise Pascal

Que es lo que me limita?

Cuando no hay congruencia entre lo que dices y lo que sientes se crea una resistencia en la acción, un bloqueo o creencia limitante que te impide ir en la dirección que te has marcado desde el intelecto. Y es cuando no consigues tu objetivo.

¿Pero qué son las creencias?

Las creencias son generalizaciones, opiniones, juicios y prejuicios creados por la mente sobre un tema o concepto. Son principios de acción y actúan como normas para la vida, es decir tendemos a actuar como si dichas creencias fuesen verdades absolutas. En realidad, a menudo son distorsiones de la realidad ya que es una interpretación en base a nuestras percepciones y creencias.

  • https://www.facebook.com/BienestarEmocionalFemenino/
  • Twitthttps://twitter.com/BienFemer

Las creencias pueden ser conscientes e inconscientes.

Las creencias conscientes son las que tienes identificadas, aunque conscientemente están a un nivel muy superficial.

Las creencias inconscientes, como dice la misma palabra, son las que tenemos en un nivel más profundo, es decir arraigadas en nuestra mente, sea por cultura, educación o por experiencia y que no solemos cuestionar conscientemente.

Algunos ejemplos de creencias limitantes o barreras mentales.

  • Nunca consigo lo que quiero
  • Los otros son mejores que yo/ tienen suerte
  • Para ser feliz necesito más dinero
  • No puedo
  • Sin sufrimiento no hay beneficio (del inglés, no pain no gain)
  • Tengo que trabajar duro para poder vivir bien
  • Yo soy así y no puedo cambiar
  • Es demasiado complicado
  • Etc.

6 PREGUNTAS para detectar CREENCIAS LIMITANTES que te condicionan a la hora de conseguir un objetivo.

1. ¿Es deseable el objetivo? ¿Cuánto lo deseas de verdad de 0 a 10?

2. ¿Es posible? Si lo ves como algo lejano y difícil de alcanzar, probablemente te rindas antes  de intentarlo.

3. ¿Es apropiado? A lo mejor crees que el objetivo es posible porqué sabes que hay otras personas que lo hacen o han hecho pero si lo que deberías de hacer para lograrlo te complica demasiado la vida, no es compatible con tu estilo de vida o afecta a tu vida familiar, probablemente no lo vayas a hacer pues entiendes que no te conviene o no es bueno para ti.

4. ¿Soy capaz de alcanzar el objetivo? Cuánto del 0 al 10?
A menudo tienes claro lo que quieres y que el objetivo es posible y que lo deseas pero hay ‘algo’ en el fondo que te hace pensar y sentir  que no eres capaz de conseguirlo. En éste caso habría que averiguar los sentimientos de incapacidad o inseguridad que tienes al respecto.

5. ¿Me lo merezco? ¿Cuánto?  A lo mejor CREES que: es deseable, es posible, es apropiado y que Soy capaz.
Aún así, puede que SIENTAS que no te lo mereces. En tal caso habría que averiguar qué haría falta para sentir que te lo mereces.

6. ¿Estoy dispuesta a sumir los esfuerzos y sacrificios que exige ese camino? 
Tal vez puede que tengas claro todo lo anterior, pero cuál es tu grado de COMPROMISO con tu objetivo de 0a 10? Si es menos de 7, habría que averiguar la motivación y necesidad real detrás de ese objetivo. Pregúntate: “Para qué quiero conseguir ese objetivo?” hasta encontrar una respuesta con la cual te sientas cómoda yen congruencia con tus valores y emociones.

Nota: cuando contestes a las preguntas, conecta con tu cuerpo y pon la atención en la sensación corpórea.
La mente puede engañarte, el cuerpo no miente.

Como ves la mente racional tiene muchos deseos, le gustaría conseguir muchas objetivos a nivel de intelecto, sin embargo primero tiene que hacer cuentas y ponerse de acuerdo con su otra parte: la mente que siente.

Deseos
  • https://www.facebook.com/BienestarEmocionalFemenino/
  • Twitthttps://twitter.com/BienFemer

Y en los sentimientos y las emociones están incluidos los valores. Por lo tanto, para estar en sintonía con tu objetivo y llevarlo adelante, es de fundamental importancia saber cuales son tus valores como persona ya que éstos son, en última instancia, el motor de la vida.

Si lo que hago vibra en harmonía con mis valores, que es lo que me hace sentir bien, en equilibrio y segura, entonces podré llevar a cabo el objetivo con éxito.

Sin embargo, las personas no suelen ser conscientes de sus creencias limitantes. La buena noticia es que las creencias son modificables.

¿Qué puedes hacer para modificar tus creencias limitantes?

  • Date cuenta de tus pensamientos de base.
  • Observa atentamente tu diálogo interior. Pon atención y conciencia cuando piensas y fíjate en la calidad de esos pensamientos. ¿Cómo son? Positivos o negativos?
  • Fíjate cuando hablas con los demás. ¿En base a cuales creencias expones tu razonamiento? ¿En qué se basa tu punto de vista?
  • Una forma más clara y fácil de darte cuenta de tus creencias es poner las creencias en palabras: se ponen en evidencia y pueden ser examinadas. El lenguaje es un mapa de lo que interiormente imaginamos, pensamos y sentimos.

¿Cómo sé si mi objetivo es congruente con mis verdaderas necesidades?

Para saber si un objetivo resuena con tus verdaderas necesidades necesitas conocerte a fondo y hondear en tu interior. Es ahí donde reside tu auténtico ‘yo’, tu esencia y toda la sabiduría natural. Para llegar ahí hay que aprender a conectar mente y cuerpo. Hay varias prácticas y formaciones que puedes desarrollar para dominar esa conexión.

Aquí te propongo éste sencillo ejercicio fácil que puedes hacer desde la tranquilidad de tu casa o, mejor aún, acostada en la cama, antes de dormirte. En el estado de vigilia es cuando estamos más conectadas con nuestro subconsciente. Hay que tener en cuenta que no se llega a dominar ésta práctica de un día para otro. Como todo proceso de crecimiento, es un proceso lento pero te aseguro que valdrá la pena practicarlo de manera constante.

Ejercicio para conectar con tu interior.

  • https://www.facebook.com/BienestarEmocionalFemenino/
  • Twitthttps://twitter.com/BienFemer

Siéntate con la espalda apoyada y las manos encima de las rodillas, cierra los ojos y empieza a respirar profundamente y lentamente. Pon tu atención en el sonido del aire que entra y sale por tu nariz y como tus pulmones y tu estómago se van hinchando a cada respiración. Es la manera más rápida para bajar la racionalidad a un nivel más profundo.

A medida que vas respirando, mantén tu atención entre tu respiración y tus manos encima de las rodillas. Imagínate que con tu respiración formas un triangulo desde tu nariz hasta las dos manos en las rodillas. Desde ésta posición y respirando dentro del triangulo, te relajas cada vez más.

Poco a poco el ruido de tu mente irá bajando. Cuanto más te concentres en la respiración y en el triangulo, más efectivo será el ejercicio. Cuando sientas que estés bastante relajada y que tu mente se haya tranquilizado, pregúntate mentalmente ¿Cuál es mi más profundo deseo? simplemente déjate llevar mientras sigas respirando profunda y lentamente, deja que el subconsciente haga su trabajo en tranquilidad, sin presión ni prisas.

Entrégate a ese triangulo y poco a poco observa lo que sucede. Tal vez puedas ver imágenes, tal vez sientas alguna sensación en el cuerpo. No juzgues lo que sucede simplemente limítate a observar y sentir. Tal vez te venga una respuesta en forma de pensamiento. Intenta quedarte consciente de todo lo que ocurre y cuando creas que tienes algo importante que anotar, hazlo para que luego no se te olvide.

Las repuestas no siempre son inmediatas. A veces, incluso, pueden venir en otro momento, después del ejercicio y cuando menos te lo esperas. Por lo general, solemos tener momentos ‘eurekas‘ cuando estamos relajados, en la ducha o mientras hacemos alguna actividad física en el gimnasio. Confía en la sabiduría de tu interior y hazle caso a tus emociones. 

Y recuerda:

“La felicidad no está determinada por lo que sucede a tu alrededor si no que por lo que sucede en tu interior

Descubre como la PNL y el Coaching con PNL puede ayudarte a descubrir tu esencia y a vivir tu vida acorde a tus deseos y valores.

Si tienes dudas, contáctame y estaré encantada de ayudarte.

Mi misión es ayudar a mujeres a encontrar su bienestar emocional y equilibrio psico-físico.

Un abrazo de corazón a corazón.

Susanna Elmo

Abrir chat
1
Cómo te puedo ayudar?
Hola!
Bienvenida a Bienestar Femenino.

Soy Susanna Elmo aunque me puedes llamar Su. 😉

Déjame tu mensaje y te contestaré apenas me sea posible. Hasta pronto! 👋
Powered by